martes, 7 de diciembre de 2010

Fringe


Pocas series de la actualidad tienen la habilidad de ir in crescendo temporada tras temporada. Fringe es una de ellas.

Prácticamente recién estrenada su 3ª temporada la serie mantiene su frescura y aumenta de manera notable su calidad y profundidad a medida que suceden los acontecimientos. A pesar de que en sus primeros episodios nos pareciera un mero plagio de Expediente X, el hilo argumental va emergiendo poco a poco y acabamos viéndonos enfrascados en una de las mejores series de los últimos años.

A destacar, por supuesto, el personaje del profesor Walter Bishop; y no menospreciar el trabajo de la actriz Anna Torv hasta verla en la 3ª temporada, os aseguro que no es para nada esa actriz plana que aparenta :)